Inicuo: Significado Bíblico

Inicuo significa malo. La parábola de la viuda y el juez injusto nos enseña la importancia de orar con fe y no rendirse. Si hasta una persona mala responde a la petición de alguien que no deja de molestarle, ¡Cuánto más responderá Dios a nuestras oraciones!

Jesús contó dicha parábola para explicar por qué nuestras oraciones tienen valor y son escuchadas por Dios (Lucas 18:1). Esta parábola también se conoce como la parábola de la viuda persistente.

Inicuo significado bíblico

La parábola de la viuda y el juez injusto

En la parábola, había un hombre malo que no respetaba a Dios ni a la gente. Era juez pero no le interesaba hacer justicia. En su ciudad había también una viuda, que acudía constantemente a pedir justicia contra su adversario (Lucas 18:2-3). Sus constantes ruegos irritaron al juez.

En aquella época, ser viuda era estar en una posición muy precaria. Las mujeres tenían pocos derechos y a menudo no eran tomadas en serio, especialmente en los tribunales. Ya anciana y sin marido que la defendiera, la viuda corría el riesgo de sufrir muchas injusticias y caer en la miseria. La Ley de Dios tenía instrucciones muy claras para que los jueces hicieran justicia a los necesitados, incluidas las viudas (Deuteronomio 27:19).

El injusto juez no estaba interesado en obedecer a Dios e ignoró las súplicas de la viuda durante algún tiempo. No le importaba. Pero la viuda no se dio por vencida y siguió viniendo a pedir justicia. Finalmente, llegó un momento en que el juez se hartó de la señora y le hizo justicia, ¡sólo para deshacerse de ella! No temía a Dios ni era devoto de la justicia, pero no podía soportar seguir escuchando las súplicas de la viuda, día tras día (Lucas 18:4-5).

El significado de la parábola

A diferencia del juez injusto, Dios es justo. Él es nuestro juez y escucha cuando rezamos. Si hasta una persona mala obtiene justicia cuando está muy turbada, ¡cuánto más responderá Dios a las oraciones de los que claman a Él día y noche!

Jesús dijo que Dios hará justicia, y rápidamente (Lucas 18:6-8). Él no ignora nuestras oraciones. Pero debemos tener fe y no rendirnos. El tiempo de Dios es diferente al nuestro, pero Él no falla. Cuando llegue el momento, Él hará justicia y restaurará todas las cosas.

¿Qué significa la iniquidad?

Iniquidad significa maldad o algo que está mal. También significa el estado de reprobación en el que nos hemos convertido a causa del pecado. Jesús vino a limpiarnos de nuestra iniquidad.

La iniquidad es un pecado. El significado de iniquidad es algo que es malo, que desobedece a Dios. La iniquidad puede tener el sentido de injusticia, maldad o desobediencia deliberada a Dios.

La Biblia también habla de la iniquidad como la condición del hombre en el pecado. Nuestras malas acciones nos condenan y revelan nuestra maldad (Jeremías 2:22). Nuestra iniquidad nos condena y merece ser castigada. Necesitamos ser perdonados por nuestras iniquidades para no sufrir el castigo.

Una persona inicua es aquella que se dedica a la maldad o a la injusticia. Su corazón está volcado al mal y no se preocupa por hacer el bien ni por agradar a Dios (Proverbios 19:28).

Deja un comentario